Conecta con nosotros

Sanidad | Comunidad de Madrid

El Niño Jesús detecta el aumento de trastornos de la alimentación desde la pandemia y alerta del inicio a edades más tempranas

Niño Jesús trastornos de la alimentación

EUROPA PRESS – La Unidad de Trastornos de Alimentación del Servicio de Psiquiatría y Psicología Clínica del Hospital Infantil Universitario Niño Jesús ha detectado un incremento de la incidencia de trastornos de la alimentación desde el inicio de la pandemia y ha alertado de que cada vez se inician a una edad más temprana, con una evolución más rápida y mayor gravedad clínica.

El centro hospitalario ha detectado entre los pacientes atendidos en los últimos 18 meses un nuevo perfil de adolescentes que cursan con una evolución clínica muy rápida y grave, llegando al hospital con pérdidas de entre 10 y 15 kilogramos en pocas semanas y con consecuencias físicas graves como hipoglucemia, siendo necesario su ingreso hospitalario en numerosas ocasiones.

La evolución del problema de alimentación tiende a ser buena en este grupo de adolescentes, al menos en los primeros meses de tratamiento, aunque mantienen alteraciones emocionales y conductuales que con toda probabilidad requerirán tratamiento a medio o largo plazo., ha informado el centro hospitalario.

Además, se siguen atendiendo los adolescentes con trastorno de alimentación con cursos clínicos más lentos pero que han tenido más dificultades para acceder a atención precoz por lo que presentan mayor complejidad y gravedad clínica.

Coincidiendo con la conmemoración este martes del Día Internacional de la lucha contra los Trastornos de Alimentación, el Hospital Niño Jesús ha celebrado una Jornada conjunta entre los profesionales sanitarios y las familias representadas por ADANER (Asociación para la Defensa de la Atención de la Hospital Infantil Universitario Niño Jesús, un encuentro en el que se plantean los nuevos retos y las necesidades para las personas en riesgo y para los pacientes con trastornos de alimentación y sus familias en tiempo de pandemia y sus necesidades futuras.

Los profesionales de la Unidad de Trastornos de Alimentación del Hospital Niño Jesús consideran que la pandemia está funcionando para toda la población como un «factor estresante» desde el punto de vista sanitario, emocional y económico, pero en las personas vulnerables a sufrir trastorno de alimentación ha podido «producir o acelerar» la aparición de los mismos.

Según la doctora Montserrat Graell, Jefa del Servicio de Psiquiatría y Psicología del Hospital Niño Jesús, «con la pandemia se han incrementado los factores de riesgo para sufrir Trastorno de la conducta alimentaria: el cambio de rutinas escolares, sociales y familiares, un mayor aislamiento social que puede dificultar la estabilidad emocional y la construcción de la identidad durante la adolescencia y efectos emocionales negativos como la ansiedad, sentimiento de indefensión, duelos e incertidumbre», así como «incremento del consumo de redes sociales con contenidos de dietas, ejercicio físico e imagen corporal».

«Además, han disminuido los factores de protección: menor apoyo social, menor accesibilidad a tratamientos, y muy destacable, familias muy sobre-exigidas y sobrepasadas por la situación generada por la pandemia que han podido disminuir o retrasar su habilidad para detectar signos de alarma de la misma forma que se venía haciendo antes de la pandemia», ha indicado.

«La pandemia continua –asegura– y nos encontramos en este nuevo escenario que debemos aprender a manejar tanto desde las familias como desde los recursos sanitarios».

Durante la pandemia el Hospital Infantil Universitario Niño Jesús ha puesto en marcha la Unidad de Hospitalización Psiquiátrica a Domicilio (UHPaD) con un programa específico para Trastornos de Alimentación, una unidad innovadora que se desarrolla en el marco de la Unidad de Hospitalización a Domicilio (UHAD) de dicho hospital.

Consiste en un tratamiento desarrollado en el medio familiar como alternativa al ingreso en el hospital. Tiene como ventajas que altera menos la vida social y académica de los niños, los cambios terapéuticos se realizan en su entorno familiar habitual y se evita el impacto que tiene la hospitalización psiquiátrica en la vida de los niños y sus familias, sin renunciar al beneficio de los cuidados médicos, psicológicos y de enfermería propios de la hospitalización.

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
- Publicidad -

Sanidad | Comunidad de Madrid

La Comunidad cuenta con más de 300 plazas gratuitas para atender a personas con parálisis cerebral

Comunidad plazas parálisis cerebral

La Comunidad de Madrid cuenta con más de 300 plazas específicas para el cuidado de personas con parálisis cerebral, unas en atención temprana y otras en residencias y centros de día, a las que se destinan más de tres millones de euros cada año, ha informado el Gobierno regional en un comunicado.

Así lo ha recordado la consejera de Familia, Juventud y Política Social, Concepción Dancausa, durante su visita a la Fundación Bobath donde ha recordado el esfuerzo que se está realizando para reducir las listas de espera y el incremento del 24,5% en el presupuesto para la atención a personas con discapacidad, que este año alcanza los 425 millones de euros.

La consejera ha asistido a la demostración del primer exoesqueleto pediátrico del mundo, un importante avance que la Fundación Nemesio Diez –que va a disponer de seis unidades– cederá a diferentes entidades que trabajan con afectados por la parálisis cerebral.

Bobath fue el primer centro en España de educación y tratamiento dedicado a la intervención exclusiva y especializada de niños con esta enfermedad, y desde 1983 está concertado con la Comunidad de Madrid.

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
Continuar leyendo

Sanidad | Comunidad de Madrid

Satse pide al Gobierno central que destine a Sanidad el 20% de la recaudación extra por el aumento de la inflación

Satse Gobierno recaudación

El sindicato de Enfermería (Satse) ha reclamado al Gobierno que destine a la mejora del sistema sanitario el 20 por ciento del total de la recaudación que está obteniendo en los últimos meses, debido a la mayor aportación que han hecho los contribuyentes por medio del IVA, a raíz del incremento de la inflación, y del IRPF.

Tras conocerse que el Ejecutivo ha ingresado 22.283 millones de euros más hasta julio que en el mismo periodo del pasado año, Satse considera que parte de esta aportación adicional a las arcas del Estado debe paliar algunas de las «graves deficiencias» actuales de la sanidad de nuestro país tras años de numerosos recortes y, con ello, mejorar la atención sanitaria y cuidados que reciben más de 47 millones de personas.

«Hay que devolver al conjunto de la ciudadanía parte del gran esfuerzo que está haciendo en estos difíciles momentos económicos, transformando en salud, calidad de vida y bienestar el gasto adicional que le supone la escalada de precios que venimos sufriendo desde hace meses», han dicho desde la organización sindical.

A su juicio, el «problema de raíz» que tiene el sistema sanitario es su infrafinanciación en medios y recursos. En este sentido, Satse ha recordado que, mientras que España destina el 6,6 de su Producto Interior Bruto (PIB) a gasto sanitario público, países del entorno europeo, como Alemania, Francia o Suecia, dedican entre el 8 y el 10 por ciento.

Según Satse, se trata de una «lamentable situación» que, «lejos de mejorar», va a «seguir empeorando», ya que el Gobierno ha anunciado que mantendrá la inversión pública en Sanidad en un 6,7 por ciento en los próximos años mientras las necesidades asistenciales y de cuidados de una población más envejecida y con mayor cronicidad y pluripatologías serán cada vez mayores.

Una población que, en las últimas encuestas y estudios de opinión, muestra su preocupación de manera generalizada por la situación de la sanidad y demanda un mayor gasto sanitario para contar con los medios y recursos suficientes para recibir una atención segura y de calidad y dejar de sufrir problemas «enquistados» en el Sistema Nacional de Salud (SNS), como las interminables listas de espera, la saturación y colapso en unidades y servicios o el déficit de profesionales de Enfermería y Fisioterapia.

Por ello, el sindicato ha señalado que el Gobierno debería escuchar a sus ciudadanos y propiciar una «inyección urgente» de recursos económicos al sistema sanitario, pudiendo obtenerlos de la recaudación «extra» obtenida desde principios de este año gracias, en parte, a la escalada de precios que está afectando muy negativamente a los bolsillos del conjunto de la sociedad.

Al respecto, Satse ha insistido en que destinar un 20 por ciento de todo lo recaudado de manera adicional, y que supondría en torno a 4.500 millones de euros, constataría que existe una voluntad clara y decidida por parte del Ejecutivo por mejorar la sanidad, algo que, cuando así lo entiende pertinente, lo hace de «manera rápida y sin ningún tipo de debate», caso del aumento presupuestario al Ministerio de Defensa, por ejemplo, a raíz de la guerra de Ucrania, o ante la necesidad de llegar a acuerdos con otras fuerzas políticas.

¿Te gusta este contenido?, ¡compártelo!
Continuar leyendo



Más Leídas